sábado, 19 de marzo de 2011

No creas que me olvidé

Por supuesto que no, tú lo sabes. Pero he decidido que a partir de ya, sólo hablaremos entre nosotros, sin testigos. Besos donde quieras que estés.